QUE EL EJERCICIO FISICO TE ACOMPAÑE

QUE EL EJERCICIO FISICO TE ACOMPAÑE

viernes, 2 de agosto de 2013

EL MEJOR MEDICAMENTO ES EL EJERCICIO FISICO


Ya en el Siglo V a. C., Hipócrates introdujo un concepto que permanece vigente aún hoy en día:
“todas las partes del cuerpo poseen una función y que si se usan con moderación para lo que están acostumbradas se mantienen sanas , bien desarrolladas y  envejecen con lentitud ; pero si dejan de usarse y permanecen inactivas tienden a la enfermedad, crecen defectuosamente y envejecen con rapidez “

Somos fruto de la evolución de varios millones de años como especie y recordamos que en ese desarrollo nuestra supervivencia ha estado ligada estrechamente a grandes dosis de actividad física


La industrialización y la tecnología nos han facilitado gran número de tareas comportaban un gran esfuerzo con una elevada  carga física y gran coste energético.
Este hecho que ha permitido que vivamos en una sociedad con un mayor grado de confort PERO ha traído consigo todo un conjunto de hábitos y costumbres que están siendo perjudiciales para mantener nuestro nivel de salud.
Por ello debemos buscar parte de ese gasto energético en actividades de ocio.

Los factores genéticos representan aproximadamente el 50-80% de la variación interindividual en la masa corporal magra.
Además varias citocinas tales como interleucina-6 (IL-6), factores neurotróficos y factor de crecimiento similar a la insulina (IGF) tienen efectos anabólicos y se activan en respuesta al entrenamiento.
Las diferencias de genotipo-asociados en el sistema endocrino (catecolaminas, la tiroxina, hormona de crecimiento, factores de crecimiento de familia de insulina IGF-1 e IGF-2); son necesarios para el crecimiento del músculo esquelético, la función normal, y  determinantes en el rendimiento deportivo.
Los factores psicológicos tales como la motivación, la tolerancia al dolor, puede ser también regulada por genes, pero se requieren más estudios para identificarlos.


Según datos de la Organización Mundial de la Salud, encontramos la inactividad física entre los diez principales riesgos de mortalidad globales en el mundo, ocupando un cuarto puesto y siendo responsable de cerca del:
6% del total de muertes,
la hipertensión (responsable del13% de las muertes),
tabaquismo(9%)
la diabetes (6%),
sobrepeso y la obesidad (5%).
Este conjunto de factores es el responsable directo de un
incremento del riesgo de padecer enfermedades crónicas,
patologías cardiovasculares o cánceres


Se estima que la inactividad física, es responsable de alrededor del
21%-25 % de los cánceres de mama y de colon,
del 27 % de la diabetes
del 30 % de la cardiopatía isquémica.
Una vez aparecida la enfermedad y ante la ausencia de ejercicio físico, ésta conduce de nuevo a una disminución del grado de actividad física, aumento de los hábitos sedentarios y una mayor pérdida de capacidad funcional, mayor estrés, peor sueño;
cerrando un círculo vicioso que se perpetua en una disminución del estado de salud.

Hoy en día mueren mas personas por Obesidad que por hambre en el mundo.
Según el “Global Status Report on non-comunicable diseases 2010”:
2,8 millones de personas mueren cada año como resultado del exceso de peso u obesidad y 35,8 millones (2,3%) de años de vida de discapacidad perdidos por la obesidad.

La diabetes mellitus
La diabetes mellitus es una enfermedad de tipo crónico que se caracteriza por
una elevación de la glucemia, alteraciones de los lípidos por déficit de insulina.
El ejercicio físico mejora la tolerancia a la glucosa al aumentar la sensibilidad a la insulina, mediante una mayor afinidad de los receptores, disminuye las necesidades de insulina.
Reduce la grasa corporal, facilita el control del peso. Modifica el perfil lipídico con un descenso en los niveles plasmáticos de colesterol total, LDL-Col, VLDL-Col y triglicéridos, aumentando por contra la fracción lipoproteica HDL.
 
Programa:
La intensidad del esfuerzo aerobico debe controlarse, mediante un pulsímetro estableciendo una frecuencia entre el 50%y 75% de la frecuencia cardiaca máxima.
El entrenamiento de fuerza-resistencia, mejora la flexibilidad, la composición corporal y disminuye el riesgo cardiovascular. Se recomienda realizar este trabajo de 2 a 4 días por semana como parte de un programa completo de ejercicio.

PRÁCTICA DE EJERCICIO
Con el volumen de ejercicio y la alimentación debemos conseguir:
1. índice de masa corporal entre 20 y 25
 2. un perímetro de cintura < 102 cm para hombres y < 88 cm para mujeres
El programa de ejercicio físico, como la dieta, debe ser individualizado
Es importante que cada persona elija, a ser posible, que deporte le gustaría hacer.
En primer lugar debemos repasar si la última analítica pera ver la tensión.
La función renal debe ser normal,
El fondo de ojo y la retina y presión intraocular dentro de la normalidad.
Que presente un buen cuidado de sus pies y no se objetivan lesiones.
La presión arterial es de 136/84. Electrocardiograma dentro de la normalidad.
Al menos al comienzo una prueba de esfuerzo máxima (llegar al menos a 10 METs), sin presentar signos de isquemia, ni arritmias. La presión arterial no mas de 200/109.
Debe usar pulsímetro para poder controlar la frecuencia cardíaca en menos de unos 162 latidos/minuto.

Hipertensión:
La hipertensión arterial es otro de los factores de riesgo mayores, para eventos
cardiovasculares, que se ven modificados por el ejercicio físico.

La hipertensión arterial presenta una elevada frecuencia en los países industrializados que va aumentando su incidencia con la edad de la población.

Durante el ejercicio aeróbico la presión arterial sistólica aumenta a valores más altos que el de las personas normotensas, mientras que la presión arterial diastólica no varía o puede aumentar ligeramente.

El ejercicio recomendado en las personas con hipertensión arterial en una primera fase es similar al de los adultos sanos. Se suelen indicar actividades aeróbicas con movilización de grandes grupos musculares, como correr, nadar, ir en bicicleta, caminatas, o cualquier tipo de ejercicio que pueda mantenerse durante un período de tiempo prolongado.

Al inicio estas actividades deben suponer un consumo calórico semanal de 700 Kcal, para ir aumentando progresivamente hasta un consumo de al menos 2000 Kcal semanales.

Dislipemia:
En caso de que las cifras de lípidos séricos sean muy elevadas, se recomienda  iniciar tratamiento farmacológico antes de iniciar el ejercicio físico
Posteriormente pautar ejercicio supervisado, ya que las cifras muy altas de lípidos puede producir un aporte inadecuado de los mismos a tejidos vitales como el cerebro y corazón, aumentando el riesgo de sufrir un evento cardiovascular.
La prescripción de ejercicio físico en las dislipemias ha de ser predomínatemente de tipo aeróbico.
La frecuencia sería de 5 días por semana, ideal todos los días de la semana, con una duración de 20 a 60 minutos por sesión a una intensidad del 55 al 85% FC máxima
Los ejercicios de larga duración (1-2 h) y de intensidad moderada (60-70% de la FCM) reducen los triglicéridos y aumentan las HDL.
Los ejercicios de resistencia más prolongados reducen las LDL (carrera continua al menos 15 Km. a la semana).
Un gasto calórico superior a las 2000 Kcal. /semanales produce
una disminución de las LDL y se asocia con una regresión de las
placas de ateroma en pacientes con enfermedad cardiovascular.

Bibliografia:
2008 Physical  Activity Guidelines for Americans
Programa ACTIVATE, Aconseja Salud. CONSEJO SUPERIOR DE DEPORTES


No hay comentarios: